Excite

¿Merecen la pena las cremas antiedad caras?

La polémica en torno a las cremas antiedad se desató cuando entró en escena la famosa crema del grupo Lidl, cuyo precio era de 3€, y que, según algunos estudios realizados, se aseguró que tenía los mismos resultados que una que costara diez veces más. A partir de aquí, se inició un debate que hoy aún continúa en torno a las cremas de diferentes precios, ¿realmente son más efectivas las caras que las baratas?, ¿el precio es sinónimo de efectividad?

Seguro que en alguna ocasión te has hecho esta misma pregunta, ¿merecen la pena las cremas antiedad caras? Pues bien, hay muchas teorías al respecto, aunque muchos profesionales del sector utilizan el sentido común para tratar de responder esta pregunta.

    Twitter

¿Son mejores las cremas antiedad caras o económicas?

Normalmente, a la hora de escoger una crema u otra, la mayoría de las personas han tenido en cuenta la publicidad, ese fiel diablillo que te habla bajito y te promete una serie de milagros que quieres creerte a pies juntillas. Muchas de ellas te prometen el oro y el moro, y te dicen que son capaces de evitar el envejecimiento prematuro y eliminar las arrugas.

Sin embargo, la realidad es que ninguna crema es capaz de hacer milagros, y que el precio de una crema sea más elevado que otra no quiere decir que sea más eficaz, sino que puede ser que se haya invertido más dinero en publicidad y en la contratación de una persona conocida para llevarla a cabo.

De ese modo, algunos expertos en salud consideran que una crema barata no tiene porqué contener ingredientes de mala calidad, e insisten en la importancia del uso de los fotoprotectores, pues son capaces de absorber la radiación UV, que incide negativamente sobre el rostro, siendo la responsable del envejecimiento prematuro.

A lo largo de los años se han llevado a cabo ciertos análisis para analizar precisamente las sustancias que contienen diferentes cremas de diferentes precios, llegando a la conclusión de que la mayoría de ellas cumplen con una función hidratante, aunque ninguna redujo las arrugas de manera tan efectiva, sino que las más óptimas llegaron a suavizar algunas líneas finas de expresión. De igual forma, tampoco se establecieron grandes diferencias entre los productos de mayor y menor precio, si bien, el polémico estudio que realizó la OCU sobre las cremas antiarrugas dictaminó que de las 14 cremas analizadas, la crema Cien de Lidl fue la mejor.

Publicado por Mirian Díaz - Perfil en Google+ - Leer más artículos de Mirian Díaz

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2016