Excite

Recuperando energía vital con el masaje chino

El masaje chino o Tui Na es un de las técnicas de relajación más antiguas que existen. En la actualidad, no está muy bien visto por la aplicación en las vías públicas, sin embargo, un Tui Na trae muchos beneficios a tu organismo si se hace con las técnicas ancestrales.

La técnica paso a paso

Si conoces un poco como se debe realizar un masaje chino, te asegurarás que no te timen con ridículas ofertas. Lo primero que deberías ir a un centro que te dé buenas sensaciones y tener en cuenta que lo barato a veces es caro.

Para empezar en el masaje chino el paciente se tiende boca abajo en una camilla y empezará a oler aceites propios orientales como lavanda, para conseguir una relajación mental. A continuación, se empieza por relajar las piernas con un masaje mediante aceites para equilibrar energías y hacer desaparecer tensiones. Los aceites se pueden cambiar según lo que pretendamos conseguir con el masaje.

Posteriormente, unos gotas de este mismo aceite se echa en puntos claves de la columna y se hacen movimientos profundos en la zona vertebral.

Lo más llamativo del masaje chino viene ahora. El masajista hace uso de una llama para crear un vacio y formar un efecto ventosa que atraer oxígeno a las zonas más bloqueadas de la espalda.

Ahora, el cliente se sitúa bocarriba y se vuelve a repetir el primer paso con aceites, y se trabaja la zona de las piernas, brazos, abdomen, cuello y cabeza. También hay la posibilidad de trabajar zonas específicas donde el cliente tenga dolores importantes, como rodillas, hombres, tobillos etc.

Indicaciones y beneficios del Tui Na

Hay que tener en cuenta que personas con quemaduras, tumores, infecciones o embarazadas no pueden recibir el masaje chino. Este masaje sirve para reducir dolores oseos o musculares, así como para ayudar a combatir situaciones de estrés y fatiga musculares. Es muy eficaz contra la jaqueca, el inmsonio o la hipertensión.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017