Prepara tu piel para un bronceado sin riesgos esta Semana Santa

Los días festivos de los que muchos disfrutamos en Semana Santa y el inicio del buen tiempo, nos invitan a comenzar a descubrir nuestra piel que ha estado oculta bajo la densa ropa de invierno en los meses pasados.

Sin embargo, no debemos tratar de conseguir un bronceado natural en un solo día sino que se trata, como nos recuerdan los expertos, de un proceso lento y constante si queremos hacerlo con las debidas garantías para la salud de nuestra piel. Así, te damos algunas claves que debes tener en cuenta para terminar tus vacaciones con un agradable color tostado sin riesgo de quemaduras solares.

  • El buen tiempo hace que comencemos a utilizar ropa más ligera por lo que los rayos UVA comienzan a actuar directamente sobre nuestra piel. Por ello, no debemos salir de casa sin aplicarnos un buen protector solar aunque no vayamos a la playa ni a la piscina; un paseo por la ciudad a pleno sol puede ser suficiente para dañar nuestra piel.
  • Si hemos decidido comenzar a ir a la playa, debemos elegir aquellas horas en las que el sol es menos dañino, evitando la exposición en las horas centrales del día.
  • Comenzaremos con exposiciones cortas, comenzando por unos 15 minutos y ampliando este margen conforme nuestra piel comience a coger un poco de color.
  • La hidratación después de la exposición solar, tan necesario en pleno agosto, es también imprescindible en esta época del año, aunque no notemos la piel tan tirante como en verano el sol la habrá resecado también ahora.
  • Una vez a la semana, es aconsejable una completa exfoliación corporal para eliminar las células muertas y preparar nuestra piel para la siguiente jornada de sol.

Imagen: vitonica.com

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2014